lunes, 28 de julio de 2014

Messi: La Concha de tu madre

“Un gran poder conlleva una gran responsabilidad”
Tío Bob a Peter Parker

“Levántate hijo de perra, porque Micky te ama”
(Del Libro “La puteada  en su debido contexto”) Micky a Rocky

1-    Festejo la importancia de haber llegado a la instancia final luego de 24 años. El tango dice que 20 años no es nada, entonces 24 son muchos. Demasiadas frustraciones. Hoy podemos decir que estamos en la discusión y entre los mejores.

2-   Messi tuvo un andar irregular, pero en la fase de grupos fue decisivo, determinante, lo cual me ilusionó como pocas veces.  Nos ilusionó. Lo amé futbolísticamente.

3  Hay, creo, una defensa excesiva sobre la figura de Leo. Qué no se lo puede comparar con el Diego, que son dos personas distintas, que uno tal cosa, el otro tal otra. Boludeces. Con quién comparó a Messi si no es con Maradona… con el ¿Lagarto Fleitas? Se lo compara con el mejor porque es el mejor de hoy. Son distintos. Siempre, hablando desde la óptica futbolística, que es la interesante. Los comparo porque es ineludible, nadie o sólo ellos dos nos han dado esa sensación de que cuando tienen la pelota “algo va a suceder” Una vez un amigo me dijo que a él le parecía que Diegote era como el Terminator I, una máquina perfecta de jugar al fútbol. Que tiene debilidades pero las suple con esfuerzo y coraje. Messi en cambio es el Terminator líquido. Va a ganar, te va a ganar porque nada lo detiene. Como dice Alejandro Dolina, “Gana por pura superioridad” tal vez menos estético, pero más efectivo. Los dos geniales.

4-   Mis amigos me han criticado en reiteradas ocasiones porque siempre pensé que Messi tenía que ganar la copa. Los mejores del mundo, se destacan en éste coliseo romano moderno, que es el mundial de la FIFA. Diego no es Diego sólo porque la rompió en el Napoli. Pelé es tan grande porque ganó en el mundial, no por los goles del Santos ni los de la Playa que le contaron para conformar su record de 1284 goles.  Es una opinión, que nadie se altere. Puede fallar.Grandes jugadores hay muchos. Pero destacarse en un mundial, atravesando todas las presiones externas e internas; jugando al límite, mata o muere. Para mí quienes lograron eso merecen estar por encima de otros jugadores que fueron muy buenos; grandísimos, ídolos.

5-  Por supuesto que cualquier jugador puede tener un mal partido. Sentir la presión que lo domina, no encontrarle la vuelta. Le pasó a Messi, le pasa al cinco de Nueva Chicago.  No dudo de que eso suceda. El 14 de Julio era la fecha señalada, la cita con la historia de éste tipo que me hace hablar en el silencio y me obliga a escribir para ordenar lo caótico que son mis sentimientos. El duelo va pasando y las palabras curan. Era su momento.
¿Cómo es eso de que no hay que reprocharle a nadie nada? Por qué caer en ese pajerismo intelectual de hacer extensivo el fútbol alemán, con las políticas de estado de la Gran Alemania, que ahorca a sus Euroamigos. La lógica Alemania; país ordenado, potencia, proyecto  de país pide a gritos el razonamiento de que Argentina es todo los contrario. Esto estuvo a la orden del día de muchos comunicadores. Es fácil y es mentira. Ningún programa futbolístico podría crear o generar talento en los futbolistas. Tal vez mejores condiciones para el desarrollar su carrera, pero la fábrica mágica sólo la tiene Charlie y el tipo hace chocolate. Jugar al fútbol como algunos de los alemanes no se puede explicar, jugar al fútbol como Messi tampoco.  
Se ha establecido en muchos lugares de opinión que criticar a Messi sería no saber de fútbol. Y bueno, son argumentos que anulan cualquier discusión posible.
Pero al que no lo desilusionó su rendimiento, en SU final del mundo que arroje la primera frase hecha: “Se sacrificó para el equipo”.   

6-      La concha de tu madre. Era tu partido, vos lo sabes. Te lo digo como a un amigo. Te lo digo con el sentimiento que me generó tu primer tiempo y el desengaño de la parte final. ¿quedaste atrapado por la marca o la cabeza? ¿No pudiste creer  esa que paso al lado del palo? Una de esas que siempre haces morir en la red. No soy resultadista. No Siempre se puede perder, el tema es cómo. Si te hubiera visto desesperado por agarrarla, por encontrar la forma, no sé… intentar, aunque no salga  y los alemanes te hubiesen anulado… te vi deambular por la cancha y por eso Leo, aquí es cuando apelo a esa frase que le dice el Tio Ben a Peter Parker, el hombre araña: Un gran poder  conlleva una gran responsabilidad”


7-      Una vez escribí que eras “Un rayo silencioso, agazapado y terrible. Un juguete rabioso que aparece cuando se olvidan de él” Sos el mejor Leo. Pero no apareciste y ni vos ni nadie lo va olvidar.
     






   

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada