miércoles, 17 de marzo de 2010

Entrevista a Roberto Baggio


Siempre le estaré agradecido a la SGIAR, me dio grandes amigos en la vida, fortaleza en mis convicciones y la posibilidad de descubrir que el periodismo, es lo que quiero para mí vida. Recuerdo especialmente los cierres de los VAS 21, las ganas y la oportunidad de hacer, de crecer y conocerme.
Ahí van unos fragmentos de la entrevista para el Argentina Seikyo con el gran Roberto Baggio, que erró el penal en `94 , pero que en su vida personal vive haciendo golazos através de la practica del budismo y el aliento de Daisaku Ikeda.




Diálogos hacía el 2010: Roberto Baggio, ex Futbolista italiano.

Toco y me voy… para hacer mi revolución Humana.

Argentina Seikyo y los líderes de la División de Jóvenes tuvo la oportunidad de dialogar con Roberto Baggio. Fue una charla en la que la alegría y la decisión estuvieron presentes, así como sucede e cada reunión dialogo de la SGIAR. Pero como el nombre de ésta sección indica, también fue un intercambio en el qué se reflexionaron puntos esenciales hacía nuestra victoria como organización en el año 2010.

Biografía de Bolsillo: Roberto Baggio.

· Nació el 18 de febrero de 1967, Caldogno, Vicenza, Italia.
· Es considerado uno de los mejores jugadores de la historia del fútbol europeo. Ganó en 1993 el “Balón de Oro” distinción que se le otorga a quien es considerado el mejor jugador del mundo de ese momento.
· Jugó en Fiorentina, Juventus, Inter de Milán y se retiró jugando para el Brescia alcanzando más de 200 goles. Gano dos Campeonatos Italianos, una Copa Italia y la Copa UEFA.

Inicios en el fútbol y en la Fe.

Argentina Seikyo:- ¿Maurizio Boldrini fue el comerciante que te trasmitió el budismo, podes contarnos cómo fue que comenzó a hablarte de ésta filosofía?

Roberto Baggio:- Yo tenía problemas en las rodillas y después de los entrenamientos me iba a escuchar música. Un día Mauricio que, era el dueño del lugar, me hablo de budismo y yo no conocía nada ya que todo era nuevo para mí, lo escuchaba si, pero la primera reacción que tuve fue decir “éste esta loco” (Risas de los presentes). Pero tenía una luz en la cara diferente a cualquier otra persona y me dijo que practicando el budismo de Nichiren Daishonin, le había cambiado totalmente la vida, a lo que yo le dije:- ¡qué buena suerte tuviste vos! En ese momento tenía un problema muy grande: Las rodillas no me dejaba jugar al fútbol y eso es todo lo que quería.

AS:- ¿En ese momento estabas en la Fiorentina?

R.B.: -Si pero no jugaba, por la lesión en los meniscos, me operaron en mayo y llegue en julio a la Fiorentina, no pude jugar un partido por dos años. Entrenaba solo. Por dos años entrene solo, a la mañana y a la tarde. Ni siquiera era tenido en cuenta para el equipo de la primera división.

AS: -Y bueno tenías que ir a escuchar música para no aburrirte…

R.B.: - Si siempre me gusto la música, pero me faltaba algo, y cada vez que iba a lo de Maurizio a escuchar música me hablada de ésta filosofía, hasta pensaba en ir a escuchar música a otro lado… pero pasaron 20 días y Maurizio me dijo: - No te voy a hablar más de Budismo porque vos no queres escucharme”, y pasaron unos días hasta que le pregunté : - ¿A través del budismo yo puedo curarme” y me dijo: - Si, vos podes ganar en todo lo que queres. Entonces practique junto con él 10 o 15 días pero el problema no cambiaba y me dije bueno a “otra cosa”. Solo era dolor, porque no podía jugar ni hacer nada y solo eso me pasaba por la cabeza. Estaba terminado el año y busque una decisión dentro de mí era el 1 de enero, entonces me dije “Cambio el año y cambio la vida”. Me acuerdo que ese día fui a las 10 de la mañana a la casa de Maurizio y como se había acostado a las 8 de la mañana… le toque la puerta y me dijo: ¿Qué estas haciendo por aca?, yo le dije: - Quiero empezar a practicar; no saben las cosas que me dijo, era el primer día del año…
-Risas de los presentes-, me decía: ¡tenes todos los días del año y justo hoy venís! Finalmente entramos e hicimos Gongyo, y así me pegue totalmente a él ya que cuando uno empieza necesita una guía.
Pasaron varios meses y yo empecé a jugar pero siempre con dolor y problemas graves, después ya entrené con el equipo luego de un año, pero no jugaba… y decía ¡Ah bueno esto funciona! -Risas de los presentes-, y mi objetivo era llegar a la selección antes de que termine el año. Llego el mes de septiembre, yo en ese mes tenía que recibir Gohonzon. Un lunes a la mañana viene un directivo de la Fiorentina y me dice: - A la tarde tenes que salir para sumarte a la selección. El problema es que tenía que recibir el Gohonzon ¡que hago ahora!, ¿Voy a la selección o recibo el Gohonzon?, Porque la practicar había cambiado mí vida, con Maurizio hacíamos una hora de daimoku por día, yo empecé a jugar en el equipo, y como no jugaba me desalentaba pero mi amigo me decía: - Vos tenes que cambiar “el veneno en medicina”, y a la tarde también hacíamos una hora y de la mano de la práctica llegaba a la selección. Ese partido con Italia fui suplente y luego llegue a Milán a recibir mí Gohonzon, de ahí nos fuimos a Florencia recuerdo que eran las tres de la mañana y con unos amigos que me habían acompañado me dispuse a hacer el Gongyo pero cada vez que tocaba la campana- del altar budista-, afuera de la casa un auto de los hinchas tocaba la bocina tres veces también –Risas de los presentes-, no pudimos hacer Gongyo por media hora por los bocinazos de los hinchas, y esa fue la primera vez que hice Daimoku y Gongyo con mí Gohonzon.

AS:-¿Y tú esposa cómo empezó a practicar?

RB: -Empezó practicar 15 meses después que yo. El primer año cuando yo practicaba éramos “Perro y Gato” porque en las vacaciones yo me levantaba temprano para hacer el Gongyo y a la noche quería volver temprano para practicar de nuevo y ella quería salir para dar una vuelta y le decía: - Vamos que tengo que hacer Gongyo, ella enojada me decía: ¡Otra vez Gongyo! –risas-. Hoy ella es responsable de Cabildo y esta haciendo mucha actividad, reuniones, apoyar a los jóvenes, todos los días hace algo.

AS:-Después pasaste a un grande del fútbol italiano: la Juventus.

R.B:-Si pero yo no me quería ir de la Fiorentina, pero antes la sociedad te podía vender sin preguntarte. En la ciudad hubo un gran revuelo con mi venta, los tifosi estaban muy enojados[1]. Yo personalmente, pensaba que con la Juventus podía tener más ambición deportiva, pero a mí no me interesaba eso, porque en la “fiore” tenía todo: Los compañeros de fe, un equipo bueno y en la ciudad era un ídolo como jugador, por eso fue muy difícil para mí el cambio y debido a las concentraciones tenía que practicar solo, pienso que debo ser el hombre que más practico el budismo el baño que ningún otro. –Risas de los presentes-

AS:-¿Cuando tiempo estabas concentrado?

R.B: Todo el tiempo, siempre. La otra vez calcule y fueron como 8 años, y entonces tenía que practicar solo en el baño.

AS: ¿Una experiencia muy olorosa no?

RB:-se ríe Roberto y los presentes-Si, pero cuando uno superó un problema de salud como el que tuve yo lo demás son pequeñeces. La practica te lleva a ganar sobre las dificultades, sobre los sufrimientos, sin sufrimiento no se puede llegar a nada. Si yo pienso en como estaba 20 años atrás cuando había empezado a practicar, no soy la misma persona, pero sé que a través de la practica he transformado mi vida.
No sé que hubiera pasado de mí si no practicaba, por eso es fundamental tener objetivos siempre, todos los días aunque parezca que no tenga valor, porque todo se hace para el futuro para algo más grande, yo nunca hubiera pensado que le estaría hablando a jóvenes argentinos… y menos de práctica. Somos nosotros quienes determinamos estas cosas. Por eso les digo que es importante que sigan adelante a pesar de los problemas, tenemos que hacer realidad los objetivos que tenemos.

(...)



AS:-¿En cuales de los equipos que estuviste, sentiste en especial, que realmente que había Itai-dohin (Muchas personas con un mismo propósito)?

RB:-Pienso que en todo los equipos pasa lo mismo, después las diferencias las pueden hacer muchas cosas puede pasar una pelota un metro para un lado u otro y ganar a perder el partido, a mí me pasó con un mundial me parece… (Baggio y todos los presentes ríen ya que Roberto hace referencia al penal que fallo en la final del Mundial de Estados Unidos 1994 ante Brasil).

AS: -Esa es la pregunta que nadie quería hacerte…

RB:-Ya paso, ya paso, tengo que encontrar quién me corrió “la porta” (el arco en italiano)-más risas-.

AS: -De los encuentros con Daisaku Ikeda, ¿Cuál fue el que más te marco?

RB:-En 2005 fue el que más me marco, Sensei me dijo unas palabras que al día de hoy no la entiendo, porque fue una cosa que me ha tocado profundamente, yo no sé si me corresponde o no, pero todos los días lo pienso y me pregunto porqué me lo ha dicho.

RB:-¿Qué es lo que te dijo Sensei?

AS:-Me dijo que yo soy el tipo de persona que “Más ama en el mundo”.
En ese encuentro además mi hija que es chica cuando lo vio a Sensei se puso a llorar como nunca la había visto y no se quería despegar de él. Cuando llego después a casa se puso a practicar y nosotros nunca le dijimos nada. Es algo que no se puede explicar…tengo un hijo de 3 años que se llama Leonardo, por Leonardo da Vinci que es ídolo de Sensei y a la noche mientras está jugando, cuando con mi mujer vamos a hacer Gongyo él nos dice: -¿Papá vamos a hacer Gongyo?, solo sabe dos palabras: Papá y Gongyo. Por que digo qué Nam-mioho-rengue-kyo entra a la vida de las personas que están a nuestro alrededor,

División Futuro

Entre los jóvenes presentes se encuentran Christopher Danielle jugador de la Septima división de Boca Juniors que juega de 10 y Joaquín Canals que juega en las inferiores de Tigre de número 4. Fue un momento, ya que Roberto les hablo de forma personal a ellos de la Fe y de su sueño de jugar al fútbol. Nosotros le preguntamos:-Poniéndote en papel de entrenador más allá de la táctica ¿Qué consejo le darías a ellos como jóvenes que empiezan el camino del fútbol?
(Roberto los mira fijamente y les habla sólo a ellos)


RB:-El fútbol es una posibilidad, pero no es todo, podes llegar o no, pero eso no debe hacerte mal en tu vida y uno no tiene que cambiar si llega a ser futbolista. Vos tenes que empezar a tener una identidad tuya, ser una buena persona, tener educación y tener respeto. Si vos pensar de otra manera se puede cortar todo. Yo tenía 18 años y no podía jugar, ningún medico me daba esperanzas y no se hacían responsables si yo jugaba, por lo que me podía llegar a pasar. Estuve 6 meses yendo a Francia para un tratamiento… probé todo porque adentro tenía la convicción de llegar a jugar a la pelota, yo tenía que hacer todo para llegar. Después la vida me ha dado un premio, pero nadie me regalo nada. Por ejemplo los compañeros que jugaban conmigo a la noche salían a la discoteca y yo me quedaba en casa con hielo en la rodilla. Para mí era todo llegar al objetivo que tenía. Por eso tenes que conquistar algo. Así vas a tener buena suerte. Y creo que si nosotros damos al otro te aseguro que vamos a lograr cosas, así es la vida. Esa es la causa para vivir mejor, nosotros no tenemos que pensar en forma pequeña, Sensei no vive así.

AS: -Nosotros en Argentina estamos fortaleciendo lo que es la División Futuro, vos como papá qué consejos podes dar para que los hijos hereden el espíritu de la practica.

RB: -Es algo que es natural, y todos pasamos que cuando papá dice: “hace una cosa, uno hace otra”, yo no digo nada y hago Daimoku por ellos. Pero más que hablarles a ellos, cómo nos comportamos, qué hacemos, es más importante. Valentina mi hija se dormía en mi hombro cuando hacía Gongyo y Leonardo me dice: -Papá vamos a hacer Gongyo. Es fundamental que hagamos Daimoku por ellos.

[1] La noticia de la venta de Roberto Baggio de la Florentina a la Juventus, causo tres días de manifestaciones y disturbios en Florencia.





(Publicado en el Diario Argentina Seikyo Abril 2008)

6 comentarios:

  1. ¡Hola!

    Te dejo este mensaje off-topic para comentarte que me gustó mucho tu blog y te voy a seguir y agregar a mi blogroll.

    Te pido permiso también para citar tu post sobre CQC de julio del año pasado en un post que voy a hacer al respecto.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  2. Ricardo, ¡Muchas gracias! igualmente te agregó y por supuesto no hay problema en citar el post.
    ¡Gran abrazo bloguero!

    Patricio.

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias, Patricio.

    Un abrazo bloguero.

    ResponderEliminar
  4. HOLA .. DE VERDAD ESTA EXCELENTE TU BLOG.. SIN EMBARGO ME GUSTARIA PREGUNTARTE DONDE PUEDO CONSEGUIR EL LIBRO, UNA PUERTA EN EL CIELO

    ResponderEliminar
  5. ese un gran jugador muy admirable

    ResponderEliminar